| ºC

"Rave, quien ha estado ahí, en el Concejo, oponiéndose a apoyar la Casa de la Cultura..."

Escrito por Periódico El Expreso , 10 de Octubre de 2019. Guardado en Hoy qué

Acerca de las denuncias contra el Concejal Miguel Rave, Carlos Vicente Sánchez hombre que conoce a fondo la cultura de la region escribe Foto: Redes sociales

En cuanto a la discusión que publica este importante medio local, referente a la demanda contra el concejal Rave, por parte del abogado Fredy Tamayo, debo decir en perspectiva, que, en los noventa casi todas las casas de la cultura de todo el país terminaron a manos de privados, porque la ley lo permitió, pero algunos inteligentes actores privados, caso Quinchía, supieron a diferencia de la Casa de la Cultura de Dosquebradas, mantenerse al margen de la politiquería y funcionar de la mano de los gobiernos sin poner en riesgo su permanencia y misión. 

Por tanto, el reclamo del concejal Rave aunque fue inapropiado, inoportuno y grosero, así como la posición del abogado demandante, en este caso Fredy Tamayo, que resulta algo apasionada, toda vez que él hizo parte de la Asociación Casa de la Cultura, vuelven ambos a traer una vieja discusión que es mejor ya dejar atrás. 

Rave es uno de los concejales que más años lleva en los gobiernos, ha estado ocupando una silla en el concejo desde los tiempos de Luz Ensueño, y desde que la alcaldesa conservadora le cerró las puertas a la Casa de la Cultura, creada y liderada por un antiguo caponal liberal, y uno de los fundadores del municipio como lo es Victor Armando Castellanos, las cosas se vinieron a pique, porque nunca hubo un plan de contingencia por parte del gobierno de ella para atender la demanda cultural del municipio, prefirió entonces abandonar al sector cultural a una aciaga suerte. 

No contenta con esto, también le quitó a Castellanos la administración del Lago de la Pradera y lo anuló así políticamente. Rave, quien ha estado ahí, en el Concejo, oponiéndose a apoyar la Casa de la Cultura más por razones polítiqueras que pragmáticas, tampoco ha hecho nada por alcanzar un capital cultural en el municipio. Ni él, ni ninguno de los tres gobiernos subsiguientes, han hecho en sus doce años, un aporte significativo en el desarrollo cultural de Dosquebradas. 

Ese ha sido el germen de la actual situación que hoy se vive. Y aunque estas discusiones de demandas fiscales, parecen más de carácter revanchista que otra cosa, traen de fondo cicatrices que es mejor sanar de una vez por todas. La pregunta que siempre ha surgido es; ¿qué tan legal o posible sea el vender al gobierno algo que se construyó con dineros del mismo gobierno? Creo que la respuesta es demasiado compleja y confusa de responder, por tanto, lo mejor para todos es olvidarse de que La Casa de la Cultura de Dosquebradas existió, no invocarla más, que sus actuales dueños vendan esa edificación para tumbarla y hacer un centro comercial, un hotel, un conjunto cerrado, qué se yo, al parecer nada se los impide y así todos ganan, porque que los gobiernos venideros, ya apartados de esa rancia discusión, están obligados, de una vez por todas, a construir nuevas bibliotecas, nuevos centros culturales e infraestructura ciudadana, tan necesaria para el municipio. Insisto; la cultura requiere un entramado de infraestructuras innovadoras y empoderadas por la comunidad, no un edificio que dependa de la torpe voluntad política de turno. 

Hay que dejar, de una vez por todas y atrás, esa amarga discusión que nos tiene en el retraso y que pone a un actor político ya viejo y cansado como Castellanos en penosa evidencia. ¡La Casa de la cultura ya no existe! Mejor pregúntense, medios de comunicación, actores culturales y políticos: Qué infraestructura se puede construir ahora para atacar los problemas de drogadicción, microtráfico, ambientales, que suceden en el municipio, en dónde se pueden ubicar nuevos centros culturales, de dónde gestionar los recursos para garantizar su autosostenibilidad, cómo articular y blindar procesos poderosos de cultura para que sigan vigentes y ajenos a los cambios de gobierno, y cómo los artistas del municipio pueden hacer que sus procesos no caigan en el fracaso por tener que acudir a la politiquería y el revanchismo, única lección aprendida de una casa de la cultura que ya no es. 

Ya es hora de avanzar hacia el futuro, cerrar esa página y ver otras realidades de manera más proactivas e inteligente. 

 Carlos Vicente Sánchez Cavisa

¿Te Gusto Este Artículo? Compartelo ahora!

Whatsapp Whatsapp

Etiquetas


¿Quieres leer un poco más?

Comentarios de los usuarios

artista 14 de Octubre de 2019 a las 07:34:38

Por fin pensó, felicitaciones estamos de acuerdo hay que pensar en infraestructura nueva, ahora le pregunto señor Vicente no será que esto tiene que ver con su candidata Tatiana Saldarriaga quiero ahora es la dueña de la secretaria de cultura y quién junto al señor Daniel Sánchez se están gastando la plata en contratación de gente de Pereira y con el personal de cultura haciendo cierres de campaña, lo que se conoce como proselitismo político.

Cavisa 14 de Octubre de 2019 a las 09:02:03

Respondo a este comentario, no tengo relación alguna con esa señora, ni con el actual director de cultura, por el contrario he sido muy crítico de esa gestión y agradezco que me de la oportunidad de aclararlo. Por otro lado esta es una posición que he venido promulgando desde hace muchos años, me pregunto cuál es la que usted propone. Gracias.

Deja tu comentario:

Publicidad

TE PUEDE INTERESAR

HABRÁ QUE ESCOGER (3)

Duque quiso poner a German Darío, fracasó (x), Martha a C...

15 de Octubre de 2019 LEER MÁS

Sin descanso se construye el Centro Vida Oriente

En tres turnos de 8 horas cada uno, lo que significa que no...

14 de Octubre de 2019 LEER MÁS

Gobernación dio inicio a la pavimentación de la vía Japón – Frailes en Dosquebradas

En esta obra se dará prioridad a la contratación de las p...

11 de Octubre de 2019 LEER MÁS